El panel de los logros

El otro día os explicaba en un post la importancia de trabajar la autoestima en niños y diez estrategias para fomentarla desde la familia.

Pues hoy os traigo una técnica muy efectiva para trabajar el autoconcepto y la autoestima. La técnica en cuestión se llama el panel de los logros y es una herramienta muy útil para que el niño se cree una buena imagen de él mismo (es decir, el autoconcepto) y a la vez nos permite trabajar esas ideas limitantes que pueden surgir en el niño cuando no se sienta capaz de hacer cosas o sólo se centro en las cosas malas que tiene.

¿En qué consiste?

Consiste en hacer  un panel donde el niño vaya anotando todas las cosas buenas que cree que tiene y todos los logros y éxitos que ha conseguido. Es importante que sea él mismo el que lo construya. Al principio le costará pensar cosas buenas o logros que ha tenido, pero con tu guía irá escribiendo todas esas cosas buenas. Allí puede escribir todas los cosas positivas sobre él que se  le ocurra: habilidades que tiene, cosas que ha aprendido, cualidades buena, éxitos y logros, etc 

La tarea de construir el panel de los logros ya es un ejercicio maravilloso para que reflexione sobre él mismo y todas las capacidades y habilidades que tiene.

Una vez hecho el panel el siguiente paso es colgarlo en un sitio bien visible de la habitación, de forma que pueda ver todos los días todas las cosas buenas que tiene. Puedes dejar hueco para que el niño siga añadiendo habilidades y logros que vaya adquiriendo.

Y cuando notes que el niño se sienta mal con él mismo o tenga un día de esos en los que cree que no es suficiente, que los niños también tienen días de esos, puede ir al panel y recordar todas las cosas que ha logrado y las partes positivas de él mismo.

¿Cómo hacer un panel de los logros?

Hacer el panel de los logros es muy sencillo: puedes hacerlo en una cartulina e ir escribiendo en la cartulina todas las cosas buenas que se le ocurra. Puedes adornar la cartulina tanto como queríais, simplemente deja que vuele su imaginación.

Otra forma muy sencilla es usar un panel de corcho, en ese caso simplemente el niño puede escribir en papeles las cosas buenas que se le ocurran  y pincharlos con una chincheta.

¿Os animáis a ponerlo en práctica?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *