La técnica pomodoro para estudiar

Hoy voy a hablaros de una técnica muy útil para aumentar la productividad tanto en el estudio como en nuestro trabajo: la técnica de pomodoro.

La técnica pomodoro es una herramienta de gestión y organización del tiempo y de las tareas que busca aprovechar el tiempo y la concentración para optimizar y hacer más eficaz el tiempo dedicado al estudio. 

Los estudios estiman que la capacidad de concentración de una persona adulta es aproximadamente entre los 30 y los 45 minutos. Durante este tiempo la concentración pasa por un ciclo en el que la concentración va aumentando poco a poco hasta llegar a su punto más alto. Una vez en su punto más alto se mantiene para volver a descender poco a poco.

La técnica pomodoro, tiene como fin aprovechar esos picos de concentración para optimizar al máximo el estudio. 

¿Qué es técnica de pomodoro?

Esta técnica fue creada por Francesco Cirillo como una manera de organizar y aprovechar al máximo el tiempo de estudio. Esta técnica permite fraccionar el tiempo de manera que nos permita aprovechar los momentos de máximo rendimiento respetando el ciclo natural de nuestra concentración.  Como curiosidad te diré que su nombre significa tomate y se llama así porque su creador usaba un temporizador de cocina para marcar los tiempos con forma de tomate.

¿En qué consiste la técnica pomodoro?

La técnica pomodoro consiste en dividir el tiempo de estudio en intervalos de trabajo focalizado de 25 minutos intercalados con intervalos de descanso de 5 minutos.

Un ciclo pomodoro está formado por 25 minutos de trabajo y 5 minutos de descansos. Cada cuatro ciclos pomodoros el descanso debe ser de 20 minutos. Estos parones son muy importante porque nos permiten focalizar mejor nuestra atención en la tarea. 

Esta técnica se basa en dos principios fundamentales:

El primero es en focalizarse al máximo durante el periodo de trabajo olvidando absolutamente todas las distracciones. El segundo es respetar los periodos de descanso con actividades que permitan al cerebro descansar como por ejemplo comer o beber, hablar con un amigo, dar paseos por casa, escuchar una canción (si te apetece puedes cantarla o bailarla), pero recuerda, sólo cinco minutos.

Pasos para llevarla a cabo

  • El primer paso es hacer una lista de todas las tareas que tenemos que realizar.
  • Una vez tenemos claro qué tareas vamos a realizar debemos organizar esas tareas en los intervalos de trabajo.
  • Respeta los tiempo de descansos
  • Cada cuatro ciclos el descanso debe durar 20 minutos

Para controlar el tiempo puedes usar un reloj de cocina o la alarma del móvil. Puedes encontrar incluso aplicaciones para controlar el tiempo de los ciclos

Es importante tener en cuenta

Esta técnica es muy efectiva porque nos ayuda a maximar el tiempo y la concentración, pero para que realmente sea efectiva requiere un compromiso por tu parte de cumplir los tiempos. Es decir, debes comprometerte y durante el tiempo de trabajo dejar a un lado cualquier distracción y focalizarte cien por cien en la tarea. También requiere respetar todos los tiempos de descanso.

Para llevar el control de los ciclos puedes usar una plantilla. Puedes hacerla tú mismo, pero si no te apetece, don’t worry te dejo aquí una plantilla para que puedas descargarla y usarla.

 

¿Por qué es muy útil esta técnica?

Esta técnica basa su sentido en los estudios que indica que una persona adulta no es capaz de mantener la atención en una tarea, y aunque muchas veces son las grandes olvidadas, lo cierto es que la atención y la concentración son muy importantes para estudiar o para llevar a cabo cualquier tarea. Por tanto esta técnica de organización puede ayudarnos en:

  • Nos permite centrarnos en una tarea optimizando el tiempo dedicado a la tarea.
  • Es compatible cualquier método de estudio que uses
  • Ayuda a focalizar nuestra atención y concentración en una tarea.
  • Los intervalos de trabajo intercalados con los intervalos de descanso ayudan a la realización de aquellas tareas largas y tediosas que más nos cuesta realizar.
  • Ayuda a evitar procrastinarían, esa gran enemiga del rendimiento.
  • Nos ayuda a la organización y priorización de las tareas realizar.

¿Conocías esta técnica? ¿La usas? ¿Te funciona? Te animo a probarla tanto si eres estudiante como si lo usas para tu trabajo. Y no te olvides de contarme si te es útil

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *